seguro de incendios

Chile ha sido afectado a lo largo de su historia por diversos focos incendiarios que han generado desperfectos menores, hasta grandes catástrofes. Así fue vivido el 2017, cuando durante el verano, el fuego azotó la zona centro-sur del país, causando estragos.

 

Así mismo fue como el planeta entero se conmovió hace unas semanas con las llamas que cubrían a la Catedral de Notre-Dame. Y es que en las últimas semanas el tema de los incendios se ha transformado en discusión, no sólo por cómo esto afectó a una obra de la arquitectura clásica, sino también por algo mucho más cercano: lo que ocurrió en Viña del Mar, cuando camino a Quilpué las llamas consumieron parte de los árboles que ahí se encuentran; o el exabrupto en Lampa debido a quema de basura. Las llamas y su amenaza son constantes. Entonces, ¿cómo podemos protegernos?

 

Detectar y prevenir

 

Más allá de la interrogante a nivel de políticas públicas que de aquí puede surgir, esta problemática lleva a los ciudadanos a tomar cartas en el asunto, en especial cuando se vive cerca de bosques o pastizales, por ejemplo.

 

Aun así, los accidentes también pueden atraer las llamas, como también ocurrió en un último caso sucedido en Puerto Montt, donde una avioneta cayó entre dos casas, generando una llamarada que se salió de control y cobró dos vidas.

 

Sabemos que sucesos como los incendios pueden afectarnos en cualquier momento. Casos como los mencionados involucran una serie de factores que fallaron antes del siniestro. De todos modos, hoy estamos expuestos constantemente a este tipo de amenaza.

 

Por todo esto, es importante tomar medidas efectivas para protegerse de las consecuencias que esto puede acarrear.

 

“El incendio es uno de las problemáticas más comunes en nuestro diario vivir, un accidente muy común que en pocos minutos puede afectar mucho. Es importante contar con un seguro adecuado para enfrentarlo”, afirma Juan José Santa Cruz, Director General de EstoySeguro.cl

 

Además, Santa Cruz hace hincapié en que una actitud muy común en los usuarios es buscar acceder a un seguro después de ya haber sido afectados por una catástrofe.

 

Como consumidores de seguros, en Chile aún nos queda mucho trabajo. Solemos esperar la catástrofe para actuar. Pero siendo una problemática casi cotidiana el verse expuestos al fuego, debe ser parte del kit básico de seguros con el que cuenta cualquier persona”, remató.

Te invitamos a opinar y debatir respecto al contenido de esta noticia