Argentina: Condenaron a mujer que prostituía hasta con 10 hombres por día a su hijita y a otras dos niñas

Internacional 08 de agosto de 2019 Por
La sentenciada, al igual que su pareja, pasará 12 años en la cárcel por trata de personas con fines de explotación sexual.

o_1565218710

Una mujer de Trelew y su pareja fueron condenados a 12 años de cárcel por trata de personas. Luego de secuestrar a las tres niñas -entre ellas, su hija-, las prostituyeron en Once durante las vacaciones de invierno. 

El hecho ocurrió a mediados de agosto de 2016, cuando María de los Ángeles Acosta invitó a dos menores de 14 años, vecinas suyas y amigas de su hija de 12, a conocer Buenos Aires durante las vacaciones .

La mujer le pidió permiso a las madres de las chicas con la excusa de que las llevaría a  Puerto Madryn por el día, pero fue todo una farsa. Las llevó haciendo dedo en camiones hasta Florencio Varela, donde las esperaba su pareja, Rodolfo Mauricio Barrionuevo.

Mientras tanto una de las madres de las niñas, Luciana, al no tener noticias sobre su hija puso una denuncia para averiguar su paradero en la Comisaría Segunda de Trelew. Su hija se había llevado solo una muda y plata para el pasaje. Ella debía haber regresado a su casa porque tenía turno para ir al médico. 

De acuerdo con los investigadores, Acosta llegó a Madryn con las chicas el 17 de agosto, pero al día siguiente se fueron rumbo a Buenos Aires. Los testigos de la causa afirmaron que las chicas se veían "idas", como drogadas.

Tiempo después se supo que Acosta y Barrionuevo mantuvieron encerradas en una casa de Villa La Carolina de Florencio Varela, y todos los días las trasladaban a un hotel, cerca de Plaza Miserere, para prostituirlas hasta con 10 hombres por jornada.

En sus declaraciones en cámara Gesell las menores contaron que Barrionuevo les decía cosas como "más vale que hagan plata para pagar el alquiler por semana, que hay que pagar $600, sino no sé cómo se van a ir ni cómo van a pagar la SUBTE".

La policía allanó la casa del barrio Villa La Carolina en la madrugada del 25 de agosto de 2016, un operativo bajo la firma del Juzgado Federal de Rawson. Entraron a la casilla de madera, piso de cemento y techo de chapa de la calle 1134, y allí estaban a las tres menores con Acosta y Barrionuevo. En ese momento, la mujer entregó los documentos de las chicas.

"se aprovecharon de la situación personal de las niñas, pobres, con miedo, desconcierto e incertidumbre" ya que las tres venían de contextos inestables, con ausencias familiares y carencias materiales.

Las tres víctimas fueron capaces de dar testimonios claros, racionales y "ricos en detalles" que "no pueden provenir de otro lado que de sus penosas experiencias personales vividas".

"Les robaron la niñez", dijo la tía de una de las nIñas frente al tribunal. Las tres, ninguna aún en su mayoría de edad, debieron pasar por asistencias médicas y psicológicas tras el hecho. Sus familiares dicen que en general no quieren hablar del tema, que aún no lo superan. Una de ellas se mudó a una provincia del norte argentino.

THE TIMES

Noticias y actualidad de Chile y del mundo. Política, economía, deportes, cultura, ciencia, ocio y sociedad

Te puede interesar