The news is by your side.

Alberto Fernández sobre la Ley de Cannabis Medicinal y Cáñamo Industrial: “Es otro triunfo de la sociedad contra la hipocresía”

El presidente de Argentina, Alberto Fernández, promulgó el martes la ley que regula el desarrollo de la industria del cannabis medicinal y del cáñamo industrial y la presentó como una victoria de la sociedad.

Éste es otro triunfo de la sociedad contra la hipocresía“, declaró el mandatario al promulgar la normativa en un acto en la Casa Rosada, sede del Gobierno.

La Ley de Cannabis Medicinal y Cáñamo Industrial, sancionada por la Cámara de Diputados el 5 de mayo, “es un paso en el acceso al derecho a la salud“, valoró el mandatario.

El cannabis era para gran parte de la sociedad una palabra prohibida, y de repente empezamos a escuchar a unas madres que decían que del cannabis podían obtener unos aceites medicinales que hacían más llevadera la vida de sus hijos con problemas“, sostuvo Fernández.

El presidente señaló que otros países producen cannabis, como Colombia, Uruguay, Canadá, EEUU e Israel, y aseguró que el mercado internacional de esta planta alcanzará para 2024 unos 42.700 millones de dólares.

“Detrás de toda esta ley va a haber una industria que dé trabajo, que produzca, que exporte, que traiga dólares, pero que por sobre todas las cosas, sane a la gente y mate la hipocresía argentina”, insistió.

La ley impulsada por el oficialismo apunta a legalizar la producción y desarrollo de la cadena productiva del cannabis y del cáñamo para evitar desvíos al mercado ilegal y garantizar la trazabilidad de los productos.

La norma establece al creación de la Agencia Regulatoria de la Industria del Cáñamo y Cannabis Medicinal para administrar y regular la cadena productiva.

A través de este organismo, se priorizarán pymes agropecuarias y cooperativas, según la propuesta esbozada por el ministro de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas, ante legisladores y referentes de las distintas jurisdicciones del país, que se conectaron por videoconferencia.

La legislación vigente hasta ahora, enmarcada en la Ley 27.350, sancionada en 2017 durante la gestión del entonces presidente Mauricio Macri (2015-2019), autorizaba el uso medicinal de la planta de cannabis y sus derivados, pero solo permitía su producción con fines experimentales.

De acuerdo al Ejecutivo, el cannabis medicinal y el cáñamo industrial podrían generar para 2025 una ganancia al año de 500 millones de dólares en ventas al mercado interno y otros 50 millones de dólares adicionales en exportaciones, además de generar 10.000 nuevos empleos con un 20 por ciento de los puestos en áreas de investigación, desarrollo e innovación.

Con esta normativa, el Gobierno espera crear las condiciones para que Argentina pueda ser líder regional tanto en la producción de cannabis medicinal como de cáñamo industrial.

Suscríbete a nuestro boletín
Regístrese aquí para recibir las últimas noticias, actualizaciones y ofertas especiales directamente en su bandeja de entrada.
Puedes darte de baja en cualquier momento

x