The news is by your side.

Día Internacional contra la Homofobia, la Transfobia y la Bifobia: por qué se celebra el 17 de mayo

Se conmemora a partir de que en esa fecha de 1990, la Organización Mundial de la Salud eliminó la homosexualidad de la lista de enfermedades mentales.

Aunque en muchos países ser homosexual, transexual o bisexual está totalmente aceptado, en diversas partes del mundo las personas LGBTIQ+ son rechazadas simplemente por ser quienes son. Por ello, para acabar con esta intolerancia y marginación, existe el Día contra la homofobia, la transfobia y la bifobia.

Cada 17 de mayo se pretende denunciar la discriminación que sufren todas las personas con preferencias sexuales diferentes a las convencionales. La intención del Día contra la homofobia, la transfobia y la bifobia es promover acciones para poner fin a los actos de exclusión, violencia y odio que siguen existiendo hacia las personas lesbianas, gays, bisexuales, transgénero e intersexuales.

 

 ¿Por qué se celebra el Día contra la homofobia?

El Día Internacional contra la homofobia, transfobia y bifobia se celebra el 17 de mayo para conmemorar la eliminación de la homosexualidad de la lista de enfermedades mentales por parte de la Asamblea General de la Organización Mundial de la Salud (OMS), que tuvo lugar el 17 de mayo de 1990. En el año 2015, se incorporó la bifobia al nombre de esta jornada.

Durante el 17 de mayo se llevan a cabo diferentes actividades para fomentar el respeto a la diversidad sexual en todo el mundo. El objetivo principal es promover acciones para luchar contra la violencia física, moral o simbólica ligada a la orientación sexual o la identidad de género. Evidentemente, la homofobia adopta diferentes formas dependiendo del espacio geográfico y social, por lo que las respuestas a este rechazo también deben ser distintas.

¿Cómo acabar con la homofobia, bifobia y transfobia?

Aunque estemos en pleno siglo XXI, la sociedad necesita aún muchos avances en inclusión homosexual, bisexual y transexual. Para lograrlo, la mejor herramienta que hay es la educación, ya que la discriminación se basa en la ignorancia.

Si a los niños se les inculca desde pequeños, que todos somos diferentes y que existen distintas preferencias sexuales e identidades de género, estamos convencidos de que la homofobia, la transfobia y la bifobia se reduciría en un porcentaje muy alto.

Otra manera de acabar con esta marginación e intolerancia es hablar íntimamente con personas homosexuales, transexuales o bisexuales, de esta manera nos acercamos a ellas y empatizamos con su situación. También es importante implementar políticas con enfoque de derechos humanos para construir sociedades inclusivas, libres e igualitarias.

Ojalá consigamos un mundo en el que las personas no tengan que ocultar nunca su condición sexual, no se avergüencen de quiénes son y sean plenamente aceptadas por todos.

Es muy triste que, tener diferentes orientaciones sexuales o identidades de género, sea todavía motivo de discriminación en algunos países. Poco a poco, vamos caminando hacia un mundo mucho más respetuoso y justo, pero aún queda un largo trayecto por recorrer.

 

¡Feliz Día contra la homofobia, transfobia y bifobia!

Suscríbete a nuestro boletín
Regístrese aquí para recibir las últimas noticias, actualizaciones y ofertas especiales directamente en su bandeja de entrada.
Puedes darte de baja en cualquier momento

x