The news is by your side.
 logo-google-new

¡Allá no hay Noeslaformistas! Canadienses quemaron iglesias y derribaron monumentos, en repudio a la masacre de cientos de niños indígenas por parte de la Iglesia

Conmoción provocó el descubrimiento de 960 tumbas indígenas en un antiguo orfanato de la Iglesia Católica en Canadá. Días más tarde, aparecieron 750 fosas -sin identificación- en otro internado de menores.

Esta revelación, que comenzó el 24 de junio, tensionó por completo la envidiable estabilidad político-social del país norteamericano. Las autoridades de gobierno como la ciudadanía han condenado los hechos y han solicitado una investigación histórica.

El primer ministro, Justin Trudeau, manifestó «Me rompe el corazón: Es un triste recuerdo de este oscuro y lamentable capítulo de nuestra historia. Mis pensamientos están con todos los afectados por esta desgarradora noticia». 

Por su parte, el alto mando de la Federación de Naciones Indígenas Soberanas, Bobby Cameron, describió este hallazgo como «un crimen contra la humanidad». Al mismo tiempo, envió un sentido mensaje a las comunidades indígenas, asegurando que «El único crimen que cometimos cuando éramos niños fue nacer indígenas«.

No obstante, a pesar de las intenciones gubernamentales por brindar justicia y reparación, la población se ha levantado en contra de lo que estiman «es un etnocidio e infanticidio en nombre de Dios».

Por ello, a pesar de las leyes pro patrimonio, los manifestantes han incendiado 5 iglesias: una de ellas incluso terminó siendo derribada, por el poderío de las llamas.

Por último, esta jornada se ha viralizado un video en donde decenas de activistas lograron derribar emblemáticos monumentos del catolicismo: el día de hoy fue el turno de la Reina Victoria.

¿Encontraste algún error? Avísanos

Esta Nota fue Leída 12.306 Veces

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.